Dònde Estamos

Localidad medieval fundada a finales de siglo XII, Figline Valdarno permite a sus visitantes llegar en poco tiempo a hermosas ciudades de arte o pasear por la espléndida campiña de Chianti, descubriendo sus maravillas escondidas.

La antigua Figline tenía 19 torres y 4 puertas, que cerraban el viejo “mercatale” (mercado), y quienes, desde la plaza, llegasen al llamado Canto al Romano y siguiesen por la calle Castel Guineldi, encontraban, a la derecha, la Casamaggiore dei Serristori, conocida por todos como “La Casagrande”.

Este edificio, mitad palacio mitad villa, fue construido por Ser Ristori, que se convirtió en notario de la señoría de Florencia en Figline Valdarno en 1392.